Claves para tener éxito en el culturismo y el fitness

19 Jun

Cuando se acuda al gimnasio para llevar a cabo el entrenamiento cotidiano, es aconsejable desarrollar ejercicios con pesas que involucren a las distintas partes del cuerpo, a través de repeticiones y series diversas. Por repetición debe comprenderse la acción de completar una vez, el movimiento propuesto por un cierto ejercicio. Una serie, en cambio, implica repetir un cierto número de veces determinado ejercicio, para trabajar un conjunto muscular en específico. Una serie se integra por numerosas repeticiones. En este contexto, un ejercicio es un conjunto de series y de manera habitual se desarrollan 3 o 4 ejercicios diferentes, con relación a cada grupo muscular, dependiendo del tamaño de este último.

Los grupos musculares se clasifican en grandes y pequeños. Por lo que se relaciona a los primeros, incluyen los pectorales, la espalda (alta, media o baja) y las piernas (cuádriceps y femorales); los segundos, en cambio, comprenden a los deltoides (hombros), brazos (biceps, tríceps y antebrazos) y a las pantorrillas.

En este caso, una buena clave para tener éxito en el culturismo y en el fitness es combinar un grupo muscular grande con 1 o 2 pequeños, para así desarrollar de manera correcta una rutina de ejercicios. Jamás hay que volvernos una especie de “cliente” de ciertos ejercicios o aparatos. En el caso de estos últimos, si está ocupado el aparato que deseamos utilizar, en lugar de aguardar el turno de usarlo, lo mejor es utilizar uno equivalente.

Los culturistas con mayor experiencia conocen varios ejercicios alternativos para el caso de trabajar cada grupo muscular para conseguir resultados equiparables. Esta es una de las metas que deben seguirse, en especial si uno apenas se inicia en el mundo del fitness. No hay que practicar las mismas rutinas en cada ocasión que se acuda al gimnasio, ni cada semana. El cuerpo responde de manera positiva al cambio, por lo que resulta imprescindible cambiar las rutinas periódicamente para así aumentar la intensidad, siempre utilizando las prendas deportivas convenientes: leggins, shorts, camisetas, blusas etc.

Es recomendable también desarrollar ejercicios diferentes para cambiar los que se hacen con mayor frecuencia. De esta manera se conseguirá un mayor desarrollo muscular. Las primeras series que se lleven a cabo en una sesión de ejercicios deben ser ligeras, para que, paulatinamente, las articulaciones y los músculos vayan preparándose para una mayor carga de trabajo y además, uno mentalmente se adapte al movimiento practicado.

Además, nunca hay que comenzar un ejercicio manejando el máximo peso que nos sea posible levantar, por el contrario, lo primero es un adecuado calentamiento, para evitar riesgos de lesiones de cualquier índole.

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: